El término alopecia proviene del griego alopex, que se define como la perdida anormal del cabello. La alopecia es entonces considerada como un sinónimo de calvicie.
La alopecia puede afectar desde el cuero cabelludo hasta zonas donde exista pelo como cejas, axilas, pestañas, región genital y barba.

Explicación sobre la alopecia

Este problema puede ser clasificado en varias categorías según su origen, síntomas y manifestaciones siendo más frecuente la alopecia androgénica, también llamada alopecia androgenética o calvicie común.
La alopecia androgénica es la responsable principal del 95% de los casos de calvicie y afecta principalmente a los hombres. Se debe a la acción de las hormonas masculinas o andrógenos sobre el diámetro del folículo piloso lo que provoca su miniaturización progresiva, el adelgazamiento del cabello y por ende su caída. Una vez el folículo se cierra por completo no crece nuevo cabello.
Otros tipos comunes de alopecia son la alopecia areata, la cual se define como la pérdida de cabello definitiva de una zona determinada, la alopecia cicatricial la cual es provocada por la destrucción del folículo piloso y la alopecia universal, la cual es una extensión aún más grave de la alopecia areata.
Existen además formas menos comunes de alopecia que pueden ser provocadas por medicamentos, infecciones, traumatismos, enfermedades de la piel y deficiencias nutritivas.
Para comprender qué es la alopecia, como actúa y cómo prevenirla es conveniente manejar algunos conceptos básicos.

Fases en el crecimiento del cabello

El cabello presenta tres etapas de desarrollo natural:
Fase anágena: es una fase que dura entre 2 y 6 años aproximadamente a lo largo de los cuales el cabello crece un centímetro al mes.
Fase catágena: En esta etapa el cabello no crece más, dura unos 20 días.
Fase telógena: significa la caída del cabello y puede durar hasta 3 meses. En un día normal se pueden perder hasta 101 cabellos, los cuales son sustituidos inmediatamente por cabello nuevo.
Cada uno de nuestros cabellos crece de un folículo piloso y cada folículo se encuentra en su propio ciclo de fases, estas fases por las que atraviesa son completamente independientes de las fases de otros folículos que tenga alrededor.
Esto significa que el 85% de los cabellos se encuentran en fase anágena, el 2% en catágena y un 13-14% en fase de caída. Esto es un cuero cabelludo sano.

Tipos de alopecia

Alopecia androgénica, qué es y cómo prevenirla

Afecta más al hombre pero también en las mujeres, es común en la raza blanca. Se presenta a partir de los 50 años en el 55% de los hombres y en el 10% de las mujeres.
Este tipo de alopecia presenta un componente hereditario y un componente hormonal. Las hormonas masculinas o andrógenos actúan sobre los folículos predispuestos genéticamente a ser afectados.
Los andrógenos provocan la miniaturización de los folículos y su posterior fibrosis. Existen dos patrones en esta alopecia, puede afectar la zona frontal y parietal resultando en el retraso del inicio de la línea de pelo o en la coronilla.
En las mujeres esta alopecia provoca la perdida de pelo difusa, es decir, no se presentan entradas ni calvas.
Prevención
No existe forma de prevenirla sino de tratarla, se trata con dos medicamentos, el minoxidil que es aplicado como una solución sobre la piel y el finasteride el cual bloquea los andrógenos y es consumido en comprimidos.

Alopecia traumática, qué es y cómo prevenirla

Es aquella que se produce por traumatismos físicos. Puede ser provocada por someter al cabello a peinados tensos y a tirones, también se produce por presión y por hábitos nerviosos como tirar del cabello.
Esta alopecia se produce por:

  • Tracción
  • Presión
  • Tricotilomanía

Prevención
Para prevenirla conviene no emplear peinados muy tensos en el cabello, revisar nuestros hábitos cuando nos encontramos nerviosos y cambiar de posición a los bebés, enfermos y personas mayores cuando se encuentran mucho tiempo acostados.

Alopecia areata, qué es y como prevenirla

Ocasiona parches redondos de pérdida de cabello, puede curarse por si sola o avanzar por todo el cuero cabelludo. En algunos casos destruye los folículos pilosos, provocando que el cabello no vuelva a crecer.
Se produce por problemas genéticos, enfermedades autoinmunes e inflamación neurogénica.
Suele tratarse con minoxidil, corticosteroides y terapias combinadas.
Prevención
Para prevenirla se debe conocer si se padece de las enfermedades mencioadas anteriormente, al controlarlas desaparece el problema.

Alopecia difusa, qué es y cómo prevenirla

Se trata de la pérdida de cabello, con menor o mayor intensidad que puede ser aguda o crónica. Es totalmente reversible y no esta determinada a una Proción específica del cuero cabelludo.
Puede deberse a muchas causas como enfermedades, estrés, traumatismo o infecciones.

Prevención de la alopecia

En un sentido mucho más amplio podemos prevenir la alopecia y recuperar nuestro cabello siguiendo estos sencillos pasos:

  • Lava tu cabello con productos adecuados para tu tipo de cuero cabelludo. Asegúrate de comprar champús nutritivos que reparen y protejan tu cabello.
  • Mejora la circulación realizando ejercicio, comiendo alimentos ricos en hierro y clorofila como vegetales de hojas verde. Emplea champú de ortiga para mejorar el riego sanguíneo en el cuero cabelludo.
  • Realiza masajes capilares suaves sobre el cuero cabelludo, no frotes, masajea.
  • No te estreses, el estrés puede provocar la pérdida del cabello, emplea técnicas anti estrés cuando sientas que pierdes el control. Toma una o dos horas al día para ti, descansa adecuadamente y exprésate con libertad.
  • Consume vitamina B6 en abundancia, también biotina, zinc y magnesio. Favorecen la regeneración del cabello.
  • No utilices sombreros muy apretados.
  • Cambia de posición al dormir.
  • Corta el cabello para reforzarlo.
  • La lavarlo sécalos con suavidad con la toalla y déjalo secar al aire, no lo sometas a los rigores del secador con demasiada frecuencia.
  • Evita peinados muy tensos para todos los días. Chicos hipster, deben evitar usar el manbun, tensa el cabello en la zona de las entradas y experimentarán la caída del cabello mucho antes.
  • Cepilla el cabello con peines de cerdas suaves que estimulen la irrigación sanguínea.
  • No fumes ni tomes alcohol en exceso, ambas sustancias afectan tu salud general y tu circulación, esto acelerará la pérdida del cabello.